sábado, 25 de octubre de 2008

PELANDO LA BANANA. La Penca. Volumen I.

.



Photobucket



Las mujeres jamás lo entenderán. Ellas, tan altaneras, preciosas y orgullosas, ocupadas siempre jugando entre ellas a ser princesas (God damn Cuarón y su película), que no se dan cuenta de los intrincados lazos de fraternidad que se establecen entre hombres. Si las nenas se demuestran cariño y son felicies y gritan y lloran si una de sus pares les dice prinses, nosotros expresamos afecto a otro hombre mediante la divertida, añeja y fiel tradición masculina de patearse las pelotas.

No literalmente of cors, todo está en ese fino y delicado tosco y varonil arte de la humillación. Obviamente, ningún hombre digno de su ralea se sentirá ofendido por insultos tan 'hacensentirmalalasviejas' como: gordo, puto, chaparro, feo o pendejo. Dudaría seriamente de la calidad humana de cualquier ente de nacimiento masculino que se agüite si epítetos tales le son escupidos. Pues, si sí es gordo "a huevo, mis tacos me han costado", si sí es chaparro "a huevo, justo a la altura de las circunstancias", si sí es feo "a huevo, pero cojo más que tú", si sí es pendejo "a huevo, pero cojo más que tú" y si sí es puto mmm pues "a huevo, pero cojo más que tú"; si no es nada de eso, simplemente le vale mergas. Y no tiene nada que ver con la preferencia sexual, un hombre es un hombre y punto.

El insulto es intimidad. Para hacerlo es necesario saber que tu amigo se torció el pie llegando a la escuela, y tanto le dolió que se quedó tres horas llorando abrazado de la más ñoña del salón. O que tu wingman se hizo de pantalla plana, blu-ray y home theater cogiendo con una fan que fácilmente le doblaba la edad, y que él se pasó días buscando un juego de collar y aretes para regalarle en su cuadragésimo (o más) cumpleaños. Mismo amigo que jamás supo el porqué le pusimos 'el mataviejitas'. Y fue debido a los desgarradores gritos femeninos que salían de su cuarto. O que tu cuate perdió la virginidad pasados los veinticinco años ¡y le dolió! Sólo un amigo de verdad sabe eso.

A mi no me perdonan el haberme tropezado al intentar taclear a un tocayo jugando tochito, en vez de abrazarlo y jalarlo hacia el suelo, sólo puse mis manos en sus senos de hombre. El tipo se quedó de pie con cara de 'ora puto. Desde ese día, en nuestro lingo, taclear significa agarrar tetas. Y cada que alguien lo dice es una velada burla hacia mí.

Claro que hay límites. Las novias por ejemplo. Nada dice más de un hombre que su elección de pareja, pero hay que pensarlo dos veces antes de decirle a tu mejor amigo que su novia tiene cuerpo de niño afgano de 11 años, o que es tan bella como Fiona en su versión ogril. Es un tema sensible que los amigos de verdad saben evitar.

Las ex-novias son terreno fértil para la burla, pero ojo, únicamente cuando hay menos del 10% de probabilidades de que vuelvan a ser pareja. Nada es más incómodo que acabarse a insultos a la ingrata y volverla a encontrar al siguiente fin de semana de la mano del incauto que se atrevió a llevarla al futbol con los cuates.

Y eso, las mujeres jamás acabarán de entenderlo.






Parte de esta serie:



¡¡¡ letem bi lait !!!

8 comentarios:

la chida de la historia dijo...

Como se te ocurra volver a decirme 'gorda' eh?, cabrón!!!

ja ja ja ja!!!

Mejor ve y taclea a tus amigos...

Y así sigo siendo fiel a tu banana que me encanta!!!!

Me hiciste reír.... juar!

la chida de la historia dijo...

Por cierto, Códigos de (comiyas... jiji) Hombres....

baahhh!!!

Anónimo dijo...

Que????, le llamas gorda a otra??, crei que era especial :0(

Dorn dijo...

siempre he admirado esa "intimidad" que logran tener los hombres y se demuestran a través de esas frases. Uno es capaz de percibir que hay verdadero cariño entre líneas y aún así conservan su virilidad, por eso es que nos resultan tan atractivos. Vivan las diferencias!

La Diabla dijo...

Hey que buenisimo post!
por una parte tienes razon, esas son cosas que las mujeres no podran entender, recuerdo cuando mi exnovio hacia eso con sus amigos es incluso ciertas joterias que los hombres, por muy machines que se crean, relizan con sus amigos, la verdad todo ese ritual masculino me parece adorable.

Oye y esa historia tuya de "teclear" jajaja ahh me lo imagine de una manera muy graciosa

Lulu dijo...

jajajaja buen escrito :)

atte. tu princess!

Asgard dijo...

ajajaja es la verdad, tenemos un amigo que de drogadicto y puto no lo bajamos... pero es bien a toda madre jejejej asi es... entre mas jodas a un wey, es por que te cae mejor... luego teniamos a otro wey que cuando le caia bien alguien se tenia que agarrar a madrazoz con el por que si no no era digno de su confianza

Anónimo dijo...

todas tenemos nuestros 5 minutos de ser importantes en tu vida...

Y si a mi me dices gorda, te pego, te arrastro, te muerdo, te araño, y luego, te beso...

Related Posts with Thumbnails

... Gracias Dios por los dones que voy a recibir ...